Promociones redBus

Las Cataratas del Tequendama son un escenario natural de la Sabana de Bogotá. Encierran historia, misterio, cultura y un alto valor ecológico. Aunque todavía falta mucho trabajo para recuperar las aguas del río Bogotá que conforman las cataratas, estas siguen siendo uno de los sitios favoritos para centenares de turistas que quieren tomarse una buena foto y desde allí contemplar el paisaje. En esta ocasión, redBus te trae una reseña con todo lo que tienes que saber para tu visita a las Cataratas del Tequendama.


Cómo llegar a las Cataratas del Tequendama

En tu plan al Salto del Tequendama, cómo llegar desde Bogotá y otras ciudades será sencillo con redBus. Allí puedes reservar tu pasaje en bus desde Bogotá hacia los diferentes municipios de Cundinamarca y viceversa.

Si viajas desde Bogotá hacia alguno de los balnearios que quedan en diferentes municipios de Cundinamarca como Mesitas del Colegio, Melgar o Girardot, puedes tomar la Autopista Sur hacia la Vereda San Francisco en Soacha. Luego de ello, puedes retomar la vía para los diferentes municipios turísticos.

descarga la app redBus

Atractivos de las Cataratas

1. Paisaje de bosque nublado

El principal atractivo para los turistas es la panorámica en sí misma. El sonido imponente de sus aguas que caen a más de 180 metros y el paisaje de bosque nublado, son difíciles de olvidar. Aprovecha y ameniza tu visita con una taza de canelazo o chorizo y mazorcas asadas ofertadas en los puestos de comida.

2. El hotel del Salto

Muchos curiosos se sienten atraídos a visitar las Cataratas por la historia de El hotel abandonado del Salto en Colombia. Este fue inaugurado en 1928 como símbolo de lujo. Hacía el año 1940, debido a la contaminación de las aguas, cerró para quedar desde entonces desierto. Ahora, este predio es objeto de investigación de amantes de lo paranormal y es fuente de crónicas periodísticas.

3. Casa Museo Salto del Tequendama

Casa Museo frente a las Cataratas del Tequendama

Como si se tratase de una compensación al abandono que sufrió este paraje, la casona que está en frente de la cascada Tequendama. Esta casa de estilo francés y la Granja El Porvenir, anexa a la Catarata, se convierten en un área protegida y en recuperación. Dentro del museo o casona, se realizan exposiciones sobre la biodiversidad y actividades para concientizar a los turistas de la importancia de preservar este ecosistema colombiano.


Misterio, historia, naturaleza y cultura, están reunidos en un solo paraje de Cundinamarca para regalarte una experiencia memorable. Si te interesa conocer más Colombia, no dejes de seguir el blog de redBus.

Tu aventura está en redBus