La región Amazónica de Colombia es vasta e interesante. Mayormente inexplorada, la selva del Amazonas ofrece muchos planes increíbles que no muchos conocen. ¡Acompáñanos a descubrir cinco de los mejores planes turísticos de la región!

#5 Leticia, Amazonas

La capital del departamento del Amazonas es el primer lugar en nuestra lista. En Leticia podrás encontrar la cultura nativa sudamericana, con muchos museos, parques y zonas de reserva dedicados al legado indígena. La ciudad cuenta con un jardín botánico y un zoológico que vale la pena visitar. Asimismo, si quieres ir a Tabatinga, la ciudad brasilera de la frontera, esta se encuentra a pocos metros. Es un destino obligado que ofrece mucho al turista. ¡No te quedes sin visitar esta maravillosa ciudad!

 

#4 Río Amazonas

ríos

Río Amazonas. Foto: mochilink.net

Debido a su gran reconocimiento, que hace del río un destino no tan desconocido, ubicamos al maravilloso río Amazonas en el cuarto lugar. Este río es considerado como el más largo del mundo, aproximadamente 60 kilómetros más largo que el Nilo. Es adorado por los locales ya que es su fuente de alimento, además se cree que controla la vida y la muerte de todo a su alrededor. Las playas fluviales quedan descubiertas en temporada seca y, conforme aumentan las lluvias, el río alcanza varios metros de profundidad. Se trata de dos paisajes diferentes que tienen su encanto.

descarga la app redBus

 

lagos

Lagos de Tarapoto, Colombia. Foto: ecoturismo-colombia.com

El mayor espectáculo en la zona es la presencia de los delfines amazónicos. El delfín de río y el delfín rosado son animales hermosos y muy populares entre los viajeros. Además de ellos, puedes encontrar distintos peces de agua dulce, incluyendo las pirañas. Esta fauna acuática constituye la mayor fuente de proteína animal de los nativos, cuya sazón única deleita a los turistas. ¡Vive el Amazonas y disfruta del recorrido por sus aguas de fábula!

 

#3 Florencia, Caquetá

Aunque ha venido ganando reconocimiento, Florencia aún puede aprovechar mucho su potencial turístico. Por eso la ubicamos en el número tres de nuestra lista. Florencia, la “puerta de oro de la Amazonía”, se ubica en las faldas de la cordillera oriental de los Andes. Capital del departamento del Caquetá, es una ciudad cercana a la selva amazónica. Es un sitio paradisíaco y un gran lugar para aquellos que quieren vivir la belleza y magia de las zonas naturales de Colombia.

 

El agua es el recurso más importante en la selva tropical. En Florencia, cascadas y ríos son definitivamente un espectáculo deslumbrante. Y hay muchas caídas de agua: Golondrinas, Nueva Jerusalén, La Avispa, Pailas y La Novia son algunas de las mejores. El plan es simple, vas a la cascada, la admiras, nadas en ella y te relajas en sus aguas. Si te sientes más aventurero, incluso puedes escalarlas o hacer rappel. Los ríos también son buenos lugares. Para los turistas, las atracciones incluyen acampar, navegar, hacer kayak o simplemente nadar. Los márgenes del río Hacha o la Perdiz también se prestan para el senderismo y la observación de animales. En el camino Moniya Amena puedes hacer algo de senderismo, conocer los jardines de frutas amazónicas y acampar. También cuenta con una cascada y unas cuevas interesantes, ¡así que el plan tiene mucho que ofrecer!

 

Sin embargo, si puedes, asegúrate de visitar la Cueva de los Guácharos. Ubicada en el Parque Nacional de Los Guácharos, llamado así por un pájaro de ese nombre, las cuevas son ecosistemas impresionantes, llenos de animales como los monos, venados y tapires. Debes tener cuidado con los animales que se refugian en las cuevas. Siempre viaja con un guía y respeta la naturaleza. ¡Florencia y los Guácharos sin duda valen mucho la pena!

 

#2 Parque Nacional Natural Amacayacu

Como número dos tenemos al Parque Nacional Natural Amacayacu. Ubicado en el extremo sur del departamento del Amazonas, en el denominado “Trapecio Amazónico”, se encuentra cerca de Leticia y es uno de los mayores atractivos ecológicos de la región. Posee ecosistemas de selva de tierra firme, que son paisajes importantes para las culturas indígenas y las especies del entorno.

 

Parque Nacional Natural Amacayacu

Parque Nacional Natural Amacayacu. Foto: parquesnacionales.gov.co

En el parque Amacayacu hay muchas opciones turísticas. El alojamiento es variado y, fundamentalmente, está orientado a vivir la experiencia. Es por ello que hay cabañas, malocas (casas nativas) y hamacas sobre los árboles para los visitantes. De esta forma, puedes disfrutar de la flora y fauna amazónica mientras te relajas cómodamente. Entre los mejores planes se encuentra un recorrido sobre la selva con tirolesas o cable elevado. También hay caminos para senderismo y algunos puestos de observación. Amacayacu es hogar del pueblo Ticuna, quienes cooperan con el parque compartiendo sus experiencias en la selva.

 

Parque Nacional Natural Amacayacu

Parque Nacional Natural Amacayacu. Foto: parquesnacionales.gov.co

A pesar de lo anterior, el mayor atractivo del parque, sin lugar a dudas, es la selva misma. Amacayacu es un refugio natural con mucha fauna diversa. Tiene ciento cincuenta especies de mamíferos registrados, lo que representa cerca de la mitad del total de especies en Colombia. Ello es evidente en los animales observables en el parque. Aquí se pueden encontrar jaguares, manatíes (o vacas marinas), nutrias, tapires, y una isla llena de monos. En total, son doce o trece especies de primates que puedes observar de un total de treinta en el país. Los sonidos y juegos de los simios amazónicos son un espectáculo único que permite apreciar a los animales sin afectarlos. ¡No dejes escapar esta oportunidad de apreciar la fauna de la selva amazónica!

 

#1 Parque Nacional Natural Serranía del Chiribiquete

Sin lugar a dudas, este es el mejor lugar de toda la Amazonía colombiana. El Parque Nacional Natural Serranía de Chiribiquete es una meseta rocosa con una historia deslumbrante. Quienes han recorrido el parque a pie o incluso los que han visto su exuberante vegetación desde un avión, lo han llegado a describir como “la máxima maravilla natural de Colombia”.

 

El Parque Nacional Natural Serranía de Chiribiquete es el área protegida más grande de Colombia. Se encuentra ubicado entre los departamentos de Caquetá y Guaviare, en la jurisdicción de los municipios de San Vicente del Caguán y Puerto Solano, departamento del Caquetá y San José del Guaviare, departamento del Guaviare. Es el parque de selva tropical húmeda más grande de América, con una superficie de 12.800 km2 de área protegida. Este lugar es deslumbrante por donde se mire y ha sido reconocido este año por la UNESCO como patrimonio mundial mixto.

 

La mayor atracción ecoturística de Chiribiquete es la zona llamada El Estadio. Este accidente geográfico es increíble y deslumbrante por su tamaño, belleza y forma. Desde el aire, El Estadio se ve como un enorme agujero tallado en una meseta circular, con una gran entrada natural. Su diámetro exterior es de aproximadamente cuatrocientos metros y al interior de ciento ochenta. En sus entrañas, la magnífica flora que puede llegar a los veinte metros de alto se ve densa y nutrida. Debido a este relativo aislamiento, El Estadio alberga especies únicas nunca antes vistas.

 

Chiribiquete, la “Capilla Sixtina del Amazonas”

Los habitantes originarios consideraban a las formaciones rocosas (tepuyes) como “mesas de los dioses”, sitios sagrados y misteriosos. En sus paredes grabaron su historia, su mitología y sus vidas. De hecho, el nombre Chiribiquete quiere decir en el idioma karijona “cerro donde se dibuja”. Gracias a estos bellos y abundantes dibujos (algunos con más de 20.000 años de antigüedad) es que Chiribiquete se conoce como la “Capilla Sixtina del Amazonas”. ¡No te quedes sin visitar este maravilloso lugar, el mejor del Amazonas!

 

Amazonas


Si quieres conocer más del Amazonas y de Colombia, ¡visita nuestro blog de viajes!

 

Foto: 123rf.com

Tu aventura está en redBus