Construida alrededor del siglo VIII o IX, Ciudad Perdida es considerada como uno de los principales sitios arqueológicos de Colombia. Aquí redBus te ofrece una guía de viaje por este milenario lugar.


La Ciudad Perdida: un lugar con historia

Ciudad Perdida

Ciudad Perdida, Colombia. Foto: elpais.com

Se le conoce como Teyuna y está escondida entre las selvas de la Sierra Nevada de Santa Marta. Ciudad Perdida estuvo oculta por 400 años debajo de una espesa capa de barro y vegetación. Fue en la década de los 70 cuando unos saqueadores por casualidad destaparon esta gran joya arqueológica.

Los expertos aseguran que fue construida entre los años 700 u 800 después de Cristo, por las comunidades indígenas tayronas. Este lugar fue mantenido por mucho tiempo en secreto por los nativos locales de arhuaco, los koguis y los wiwas, quienes declararon a los arqueólogos haber sido visitantes regulares del sitio antes de su descubrimiento.

Los pobladores nativos relatan que las guerras y las enfermedades fueron las causantes de que los tayronas se extinguieran, dejando a la ciudad en el completo abandono hasta el año 1600.

Luego de que Ciudad Perdida se ubicara en el mapa de los arqueólogos, después del hallazgo de los ladrones de tumbas en 1976, un equipo de investigadores del Instituto Colombiano de Antropología se dirigió al lugar para acabar con el comercio ilegal de las piezas e iniciar la recuperación y restauración de las ruinas.

Cada elemento estudiado indica que Ciudad Perdida fue probablemente el centro político y manufacturero de la región a orillas del río Buritaca. Pudo haber albergado entre 2 mil y 8 mil personas. Se cree que debido a que se encuentra a 1200 metros de altura, fue un lugar inaccesible para los españoles durante la época de la conquista.

En el año 2007, Ciudad Perdida obtuvo el quinto lugar como una de las Siete Maravillas de Colombia.

 

Trekking de aventura

Si eres un amante de los viajes y la naturaleza, Ciudad Perdida resulta un excelente lugar para visitar y recorrer. Allí puedes realizar trekking o senderismo, ya que para llegar hasta esa ciudad ancestral necesitarás seis días de caminata entre la boscosa selva.

La única forma de acceder es a pie por trochas rodeadas de un profundo bosque tropical húmedo. Prepárate para cruzar ríos caudalosos y sortear el cambiante clima, que a ratos te castigará con un inclemente sol y otras veces te sorprenderá con un aguacero torrencial.

Te recomendamos llevar en tu mochila de viaje productos repelentes, ya que el lugar está dominado por mosquitos y todo tipo de insectos. Tampoco olvides vacunarte contra la fiebre amarilla. Recuerda que estarás inmerso por varios días en la Sierra Nevada de Santa Marta y es importante prevenir futuras complicaciones de salud.

No obstante, la larga caminata hacia Ciudad Perdida valdrá la pena cuando comiences a ver en la ruta increíbles amaneceres, deslumbrantes cascadas, paisajes vírgenes y románticas puestas de sol. Además, tendrás ante tus ojos evidencia de que aún existen etnias indígenas como los koguis y wiwas (ambos descendientes de los tayrona), razas que mantienen intactas sus tradiciones, casi un reflejo del estilo de vida de sus ancestros de la era precolombina.

El viaje de ida hacia Ciudad Perdida te tomará tres días. Sabrás que estás a punto de develar su milenario secreto cuando te encuentres al pie de una impresionante escalera de 1200 peldaños, que da acceso al lugar.

¿Quieres ver lo que se esconde al final de las escaleras? Comienza desde ahora a entrenar tu cuerpo físicamente para resistir el senderismo y completar el ascenso (bajarlo es lo de menos).

Al llegar a la cúspide quedarás impresionado con el complejo sistema de construcciones, caminos empedrados, escaleras, canales de agua y, aproximadamente, 250 terrazas circulares que sirvieron para vivir, trabajar y oficiar ceremonias religiosas hace miles de años.

Ciudad Perdida es la evidencia de una civilización avanzada que, a pesar de haber existido hace miles de años, deja constancia del avanzado nivel de ingeniería con el cual la construyeron. Lo que permanecerá como un misterio son sus viviendas, ya que los tayrona las edificaron con materiales vegetales que se deterioraron con el pasar de los años, no quedando evidencia para su estudio y admiración.

 

Reserva arqueológica

Ciudad Perdida

Reserva arqueológica Ciudad Perdida. Foto: elmundo.es

Ciudad Perdida es de difícil acceso; recuerda que ni los colonizadores españoles pudieron ingresar a este monumento natural. Es una reserva arqueológica preservada por autoridades nacionales e indígenas residentes de estas tierras.

Si tu destino es Ciudad Perdida, debes hacer una serie de contribuciones a las comunidades de la zona, sectores campesinos y poblados indígenas. Con tu aporte, estos sectores se encargan de mantener la paz y armonía de este lugar ancestral.

Como hemos mencionado anteriormente, el viaje se realiza en 6 días. Desde Bogotá hasta Santa Marta son aproximadamente 18 horas de viaje por vía terrestre y los pasajes tienen un valor de 100 mil pesos en promedio.

Una vez en el lugar, debes consultar con cualquiera de las cinco agencias turísticas autorizadas para ofrecer visitas guiadas al Parque Arqueológico Teyuna Ciudad Perdida.

 Bitácora de viaje

¡Estás a punto de comenzar el viaje de tu vida! La entrada a Ciudad Perdida está en La Aguacatera, en la carretera de Santa Marta a la Guajira, en el norte de nuestro país. Al llegar a La Aguacatera, debes subirte en un transporte todo terreno y dirigirte hacia el poblado campesino El Mamey, donde comienza tu aventura trekking.

Las diversas agencias operadoras que te llevan a Ciudad Perdida ofrecen realizar el viaje en 4, 5 o 6 días. Todo depende de tu presupuesto monetario y también de tu resistencia física. El camino es exigente y requiere, como ya hemos dicho, tener un buen estado de salud.

El viaje de 4 días se puede hacer si tienes un buen entrenamiento, porque cada día se camina entre 7 y 10 horas. Los de 5 días son los más recomendables; durante las tres primeras jornadas se camina unas cuatro horas diarias y da tiempo de observar el paisaje, bañarte en los ríos o conversar con los pobladores. De todas formas, las dos jornadas de descenso son iguales para ambos programas y son muy exigentes.

Para pernoctar, la ruta dispone de siete campamentos techados de chapa metálica, camas con colchonetas, hamacas y cocinas donde los guías preparan la comida del grupo. Este momento es idóneo para compartir entre amigos. La recomendación a los viajeros es llevar sus mantas para que no les sorprenda el intenso frío de la noche y se protejan un poco de las picadas de mosquitos y chinches.

¿Cuándo viajar a la Ciudad Perdida?

La mejor época para realizar este viaje es a mediados de diciembre hasta los primeros días de marzo; es decir, durante el verano. De octubre a mediados de diciembre es la temporada de lluvias fuertes. Si vas en estas fechas, ten en cuenta que el camino se hará más fangoso y resbaladizo. Julio y agosto se proyectan como los meses de lluvias menos abundantes.

¿Qué llevar a un viaje en la Ciudad Perdida?

Mientras más ligera vaya tu mochila, mucho mejor. Sin embargo, estas cosas no deben faltar en tu viaje para hacer de él una grata experiencia:

  • Un poncho para agua que cubra la mochila
  • Unas buenas botas de trekking con protección impermeable tipo Gore-Tex
  • Pantalones y camisas livianas, pero de manga larga para la noche
  • Repelente de mosquitos
  • Saco de dormir muy ligero
  • Pantalón corto y camisetas de manga corta para el día (aconsejable acrílicas, que secan antes)
  • Gorra o sombrero
  • Bolsas de plástico para guardar la ropa seca
  • Chanclas de goma para estar en el campamento
  • Papel higiénico
  • Bastones de caminar, útiles para las zonas embarradas
  • Una lámpara de casco

No te preocupes por la descarga de tus dispositivos móviles. En el primer campamento y en la Ciudad Perdida puedes cargar tus baterías. Hay teléfono e internet para dar servicio al destacamento militar que protege la zona y este permite que los turistas los utilicen.

Todo buen viajero tiene en su bolso un pequeño maletín de primeros auxilios. Una vez que inicies la ruta de senderismo hacia Ciudad Perdida, debes asegurarte de llevar contigo las medicinas que habitualmente consumes, así como otros fármacos que te puedan servir en caso de alguna emergencia.

Será de gran utilidad llevar una botella grande de agua, la cual podrás recargar en cada campamento. Ten en cuenta que comprar este producto incrementará el valor de tu viaje.

Otros atractivos turísticos de Santa Marta

Ciudad Perdida

Parque Nacional Natural Tayrona, Colombia. Foto: sport.es

  • Parque Nacional Natural Tayrona: región protegida de abundante biodiversidad que abarca aproximadamente 12 millas cuadradas del Mar Caribe y 45 millas cuadradas de playas accesibles, bahías de herradura y hábitats de selva tropical.
  • Minca: situada al sureste de Santa Marta, es una pequeña ciudad montañosa que posee un clima fresco, cascadas resplandecientes y cientos de especies de aves exóticas. Situada al comienzo de la zona cafetera de Colombia, Minca es un bienvenido respiro del calor de la tierra baja de Santa Marta.
  • Plantaciones de café: visita la finca de café orgánico Hacienda La Victoria, donde los turistas pueden conocer todo el proceso de fabricación del café, desde su siembra bajo sombra en las montañas hasta probar una deliciosa taza de café producida allí mismo.

Colombia es un territorio extenso con muchos paisajes hermosos por descubrir. ¡Visita nuestro blog de viajes para que escojas tu mejor opción y planifiques tu siguiente viaje!

 

Créditos de portada: seecolombia.travel